Krypton Solid

Cómo escribir titulares sin clickbait

Cómo escribir titulares sin clickbait

El contenido es diseño, y nuestro contenido está lleno de clickbait, en estos días. Lamentablemente, hay muchos sitios que todavía utilizan esta técnica para atraer tráfico a sus páginas. Eso debería molestarte.

Como mínimo, la reciente decisión de Facebook de actualizar su algoritmo para que pueda filtrar el contenido sensacional debería ser una llamada de atención. Esta no fue su primera reacción violenta ante tal contenido. Una actualización de 2014 de su algoritmo tenía el mismo propósito.

De todos modos, ¿cuál es el alboroto sobre el clickbait?

Hay varias preocupaciones que suscita este tipo de truco de marketing en Internet. Básicamente, el lector busca valor cada vez que visita un sitio web. Entendiendo esto, los principales motores de búsqueda y plataformas de Internet están buscando formas de mejorar la calidad del contenido que ofrecen a los usuarios. Es por eso que están mejorando continuamente los algoritmos de búsqueda o las fuentes de noticias para asegurarse de que respondan con resultados de búsqueda que se adapten mejor al lector.

¿Por qué el clickbait no cumple con estos criterios?

Un título de clickbait es manipulador

Simplemente leyendo un título, no puede decidir que es un cebo de clics.

Este tipo de contenido se nutre de la manipulación de la psicología del lector. Esto es mediante el uso de títulos que brindan a los lectores muy poca información (si la hay) sobre el contenido de la publicación solo para despertar su curiosidad.

Por ejemplo, el título de un video de YouTube que dice: «Este niño autista ciego entra en escena; lo que sucede a continuación sorprende a todos». Por supuesto, todo el mundo quiere sentir empatía por los discapacitados físicos de la sociedad. Entonces, esa parte sola juega con las emociones del lector.

Sin embargo, el título va más allá y sugiere: «Lo que sucede a continuación sorprende a todos». Muchos definitivamente querrán hacer clic. Te da curiosidad saber qué hizo el chico para sorprender a la audiencia.

Otros ejemplos de títulos de clickbait incluyen;

  • No creerá cómo esta empresa cambió el juego
  • 7 señales de que no eres tan ético como crees
  • 4 señales de que eres un comunicador terrible

Simplemente leyendo un título, no puede decidir que es un cebo de clics. Esto se debe a que algunos títulos llamativos en realidad van seguidos de contenido significativo. Esto nos lleva a otros factores que señalan el clickbait de un título valioso.

Es probable que el clickbait exagere

Cuando lee el título en el ejemplo anterior, su mente ya está esperando algo impactante. Desafortunadamente, no hay mucho contenido que esté a la altura de esa emoción. Quizás, por ejemplo, lo que hace el niño en el ejemplo anterior no es impactante para una persona que ha vivido antes con una persona autista.

Básicamente, la mayoría de los clickbait son propensos a mensajes engañosos. Harán que espere algo, pero el contenido no está a la altura de sus expectativas. Terminarás decepcionado.

Son sensacionales pero carecen de valor

Dirigirá tráfico a su sitio web. Desafortunadamente, es probable que su éxito sea de corta duración.

La mayoría de los titulares de clickbait se crean para llamar la atención. La forma en que se transmiten al lector tampoco es necesaria. ¿Alguna vez notó esos enlaces que aparecen al navegar por algunos sitios web casi cada minuto? Difícilmente puede navegar por las páginas sin sentirse molesto por ellas. Desafortunadamente, los temas sugeridos no tienen ninguna relación con lo que está buscando.

Además, pueden ser vagas, como «No creerá cómo esta empresa cambió el juego». El título no te da una idea de la información que contiene la publicación. En este caso, se le empuja a imaginar el valor que podría obtener una vez que haga clic en él.

En un entorno de Internet donde los motores de búsqueda quieren mejorar la experiencia del usuario, dicho contenido puede ser perjudicial para su sitio web. Además, la gente toma nota de estos sitios web o títulos muy rápidamente. Es probable que los eviten en el futuro.

Te ganarán visitantes, pero no compradores.

En otras palabras, este punto está de acuerdo en parte con la presunción de que el clickbait funciona. Dirigirá tráfico a su sitio web. Desafortunadamente, es probable que su éxito sea de corta duración. Es posible que los visitantes no se queden lo suficiente como para que usted los convierta en compradores. ¿Por qué? Esto se debe a que el contenido no coincide con sus expectativas. Pronto se darán cuenta de que la publicidad detrás de su trabajo está vacía. Dicho contenido te hace parecer sospechoso o poco confiable. ¿Quién quiere quedarse o comprarle a un vendedor así?

Clickbait no es un buen SEO

Es una regla empírica que se deben usar frases de SEO en títulos que sean descriptivos del contenido. Como se mencionó anteriormente, clickbait carece de la información necesaria para mostrar lo que el lector espera obtener del contenido. En este caso, difícilmente puede adherirse a las reglas de SEO cuando se enfoca en clickbait.

Cómo hacer mejores titulares que aún llamen la atención pero que no sean clickbait

Tiende a centrarse en hacer que las personas accedan al sitio y no se centra en absoluto en lo que sucede a continuación.

El lector de hoy está sediento de publicaciones y titulares genuinos. Una vez que hacen clic y leen, necesitan satisfacer su curiosidad. Necesitan obtener aquello para lo que hicieron clic.

Pero, en primer lugar, es vital que la gente haga clic en sus títulos. De lo contrario, no tendrá suficiente tráfico en su sitio. Sin embargo, eso no significa que se concentre en llamar la atención de los lectores y no cumpla con sus expectativas. Este es el mayor problema con clickbait. Tiende a centrarse en hacer que las personas accedan al sitio y no se centra en absoluto en lo que sucede a continuación.

Entonces, ¿cómo puedes romper el mal hábito y aún así llamar su atención con tus títulos?

Atenúa el sensacionalismo, construye tu autoridad

Sea profesional, sea relevante. Así apagas la curiosidad de tus lectores. Además, trabaje para establecer su voz o autoridad en el campo específico. Genera confianza en las mentes de los lectores de que puede cumplir con sus expectativas cada vez que visitan su sitio web en busca de información relacionada con lo que ofrece.

Crea títulos honestos e informativos

¿Qué esperan sus lectores de su publicación? Deje que el título capture eso. Está bien poner un poco de energía en sus títulos. Todo buen título despierta cierto nivel de curiosidad. De lo contrario, ¿cómo lo notarían o querrían hacer clic en él?

En este caso, no proporcionará todo lo que contiene su contenido en el título. No obstante, que quede lo más claro posible. Capture la información que los lectores pueden esperar encontrar una vez que hagan clic. Luego, asegúrese de que el contenido coincida con eso.

Inspíralos a aprender

No escriba títulos que sean demasiado obvios. Las personas se sienten atraídas por un fundamento único y propuestas de valor, siempre que pueda respaldarlo. A la gente le encanta aprender trucos, ver razones, encontrar formas, descubre hechos, Etcétera. Modifique los temas obvios para incluir tales palabras en sus títulos.

Incluya palabras de activación como como, cuando, por que y qué.

Estas palabras pueden inspirar a las personas a querer descubrir y aprender. Los seres humanos sienten curiosidad por aprender algo nuevo cada día. Cuando estructura sus títulos para sugerir que está ofreciendo respuestas o lecciones, es probable que atraigan la atención de las personas.

La clave para tener lectores leales radica en proporcionar valor a sus lectores en su contenido. El valor reemplaza a los titulares pegadizos. Haga que los lectores sientan que su contenido valió la pena. Mientras lo hace, recuerde que no todos los titulares pegadizos son cebos de clics. Utilice los consejos anteriores para crear titulares que llamen la atención, sin recurrir a trucos obsoletos de marketing en Internet.

Deja un comentario